¿Necesitas nuevas ideas?

¿Necesitas nuevas ideas?
¿Necesitas nuevas ideas?

¿Necesitas nuevas ideas?

Cuando estas fastidiado de ver los mismos resultados en tu proyecto o simplemente no ver ni uno de los resultados esperados, necesitas aplicar la innovación para cambiar las cosas.

 

La innovación se refiere a la aplicación de nuevas ideas, técnicas, servicios, productos o estrategias a nuestro proyecto, organización o incluso, a la forma de hacer las cosas, esto para obtener mejores resultados o ganar un mercado que en las condiciones actuales, no podemos conquistar.  

 

Cuando iniciamos un nuevo negocio o proyecto, lo hacemos con la ilusión de que salga bien a la primera, no pensamos nunca que en algún momento tendremos que volver a pensar en soluciones que le vuelvan a dar vida, pues creemos que funcionará a la perfección con la idea inicial. Sin embargo, la innovación debe formar parte nuestra organización desde el principio, como una acción paralela a cada paso que se tenga prevista en la ruta crítica porque de lo contrario, llegará el momento en que tal vez sea tarde y otros nos hayan tomado la delantera.  

 

Según el Índice Mundial de Innovación 2018, México ocupa la posición número 56 de 126 países estudiados, por eso es necesario considerar algunas ventajas de aplicar esta metodología; mantenerse al día respecto a las demandas actuales, crear y aumentar el valor a nuestra institución, mejorar el posicionamiento global, mejorar la calidad ofrecida y mantener un crecimiento sustentable en las retribuciones. Por el contrario, si no concluimos el proceso, esto nos puede llevar a la pérdida de tiempo y recursos, por eso es conveniente aplicar una técnica que nos permita llevar la innovación hasta la implementación.

Una manera de llevarlo a cabo en 5 sencillos pasos es:

 

  1. Buscar y definir dos objetivos a los cuales les podamos asignar un indicador para medir su éxito.
  2. Organizar una lluvia de ideas para el aporte de soluciones, máximo dos por objetivo. Posteriormente, asignar a las soluciones seleccionadas un equipo de trabajo. Una vez completadas las soluciones, se pueden concatenar a otras hasta completar el objetivo.
  3. Crear un checklist para verificar el avance de cada solución aportada. Es indispensable que antes de darla por finalizada, exista la documentación precisa que justifique el avance.
  4.  Es recomendable establecer un máximo de tiempo para cada etapa y en analogía, establecer un tiempo máximo para comunicar a los equipos la retroalimentación. Se recomienda el uso de una plataforma tecnológica que el proceso sea eficaz y transparente.
  5. La última etapa es la más importante, consiste en que los líderes de equipo brinden constante monitoreo a sus avances, analicen y encuentren errores, esto con el fin de detectar nuevas ideas de solución y cerrar el ciclo de la innovación.
 

Cano-Arribí, Juan, Multiplica La Innovación, Implanta un Sistema de Innovación altamente efectivo en 3+2 pasos, 2014.